<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Jerónimo Cantillo, un rebelde con causa

Cuando ya empezó la emisión de “Rebelde”, Jerónimo se alista para seguir en pantalla a través de “Pasión de gavilanes”.

El tiempo no regresa, eso está claro, sin embargo, lo bueno queda en la memoria y existen segundas partes, nuevas oportunidades y en televisión sí que se saben aprovechar. Rehacer los éxitos está de moda y el regreso de buenas producciones es inminente, obviamente con rostros nuevos que llegan a refrescar las historias y situarlas en el presente.

En esta época de remakes y segundas temporadas hay un actor que desde hace algún tiempo hace gala de su talento, lo cual le ha merecido ser uno de los protagonistas en la propuesta televisiva del 2022, que viene con el ánimo de hacer historia.

Se trata de Jerónimo Cantillo, el joven nacido en Valledupar y que con igual capacidad para la música, ha interpretado papeles muy exigentes, pero que al tiempo le dieron el aval para continuar en la actuación a nivel internacional.

Así como ha explorado otros ritmos, Jerónimo Cantillo no descarta volver a cantar vallenato, al final allí están sus raíces.

En “Los Morales”, tuvo la oportunidad de darle vida al inolvidable Kaleth, y nuevamente entre notas de acordeón protagonizó la miniserie “Aníbal ‘Sensación’ Velásquez”, donde respondió a la nada fácil tarea de caracterizar a ese músico con muchos pergaminos y un estilo inigualable.

La decisión de ser actor siempre estuvo firme, el ser cantante estaba implícito, se puede afirmar que Jerónimo nació entre acordes y eso ya era un paso adelante para que se involucrara en la música desde niño en Valledupar.

Cuando el recorrido actoral de Jerónimo empieza a consolidarlo en Colombia, recibe el llamado de la plataforma de streaming Netflix para hacer parte de un proyecto que marcó una época y que ahora pretende captar a esa nueva generación desde las aulas del Élite Way School en la popular serie “Rebelde”.

Allí, en la continuidad de la serie, es Dixon, el joven colombiano que se integra al grupo donde además muestra su inquietud musical desde el rap, haciendo parte igualmente de la interpretación de algunas piezas que identifican la banda sonora de “Rebelde”.

Desde el pasado 5 de enero, cuando se inició la emisión de capítulos, el chico de Valledupar se muestra en la pantalla con un aspecto muy diferente al usual, es el rapero colombiano que con sensibilidad busca mantener el ascenso de su carrera.

Disfrutando el proceso que lo mantiene en las pantallas, Jerónimo se consolida como uno de los actores jóvenes con mayor proyección en la actualidad. FOTO CORTESÍA MANUEL OROZCO
Disfrutando el proceso que lo mantiene en las pantallas, Jerónimo se consolida como uno de los actores jóvenes con mayor proyección en la actualidad. FOTO CORTESÍA MANUEL OROZCO

Actor fuera de serie

¿Qué expectativas tenías tras el estreno de “Rebelde”?

Últimamente trato de no tener expectativas ante lo que trabajo, trato de vivir cada día, porque es la mayor enseñanza que me ha dejado la pandemia, pero es de anotar que las superó. Estoy sorprendido por el amor con el que se ha recibido la serie y es por esto que está en el Top 10 de muchos países.

Eras un niño cuando se estrenó la serie, ¿en qué te inspiraste para tu papel?

Soy muy consciente de la clase de proyecto que es “Rebelde”, mi responsabilidad era grande y de allí en adelante puse mi toque y como actor hice todo con pasión, disciplina y entrega, que es lo que actualmente se ve reflejado.

¿Cómo fue el proceso de selección para este importante proyecto?

Llegué de la misma forma como en otros personajes, por medio de un casting. Básicamente así funciona la selección de actores aquí, en Hollywood o en India, pero en lo que a mí respecta, lo que no me esperaba era que quedara, no dudo de mi capacidad, sino que ese proceso se llevó a cabo hace más de dos años y aquí estoy haciendo parte de la nueva generación de “Rebelde”.

Tus raíces están en el vallenato, ahora interpretas a un rapero, ¿cómo ha sido esa preparación?

Fue un aprendizaje arduo, afortunadamente también hago música urbana y estoy más cercano en estos últimos años a ese ritmo, pero muy lejano a entender el universo y la filosofía de un rapero. Tuve que estudiar intensamente y el tiempo de confinamiento me permitió profundizar en esta preparación al lado de amigos raperos, como Juan Pablo Barragán, quien me brindó siempre su ayuda.

Vienes de hacer protagónicos de la idiosincrasia nacional, ¿cómo fue la construcción de Dixon para una serie internacional?

Es el mismo trabajo para cualquier tipo de proyecto. Las plataformas en las que se va a reproducir pueden marcar alguna diferencia en cuanto a su proyección, pero la preparación es igual a lo que hice con Kaleth Morales o Aníbal Velásquez, ingresar en el universo del personaje, estudiarlo a fondo, tratar de entenderlo y reconocerse en él.

¿Buscas papeles con cuota musical, o llegan a ti?

Llegan. Soy un apasionado por la música y la actuación, por eso cuando he tenido que interpretar esos personajes que se alejan de ese marco, siento nostalgia. Agradezco cada vez que llega un proyecto de estas características, porque es la oportunidad de vincular lo que tanto amo.

Se ha criticado el recibimiento de Dixon en la serie por ser colombiano, ¿qué opinión te merecen estos comentarios?

Una historia para que sea interesante necesita un conflicto y lo más notable debe ser la forma como el personaje se sobrepone. Cuando leí la escena encontré la oportunidad de redignificar a Dixon y de esta manera decirle al mundo que los colombianos somos muy diferentes. Yo lo veo como algo positivo, porque no tocar el tema no va a cambiar la concepción que muchas veces se tiene, y yo como actor pude demostrar que la mayoría en este país somos nobles como el personaje.

Tu profesionalismo intervino en la construcción del personaje, ¿qué rasgos compartes con Dixon?

Siempre trato de llevarle a los personajes que interpreto muchas cosas mías, es una forma de apropiarlo, también busco en mí rasgos plasmados en el guión, es una fusión que sin conflictos me lleva a una interacción enriquecedora.

Estas en otra serie que marcó por su historia, ¿cómo ha sido llegar a “Pasión de gavilanes”?

Se trata de dos buenas oportunidades que me representan una audiencia mundial, entonces el personaje de Andrés Reyes Elizondo, hijo de Franco y Sarita, es muy valioso para mí, y estoy seguro que al salir en febrero la historia, será del agrado de todos.

¿Cómo ves tu evolución como actor?

Ha sido interesante, siempre he creído en mí, pero jamás imaginé llegar a este nivel. Trabajé por los sueños, sin embargo, nunca tuve la certeza de lo que podía pasar y eso ha sido lo mejor, vivir el día a día ávido de sorpresas.

¿Cuál es el papel de tus sueños?

No lo sé. Antes creía que podía ser el papel de alguien lejano a mí, pero mi carrera me ha enseñado que cualquiera puede ser si lo asumo con un gran nivel de compromiso.

¿Qué planes hay con la música?

Ahora espero terminar “Pasión de gavilanes”, después vendrá un tiempo para terminar mis canciones, hacer un álbum y entregarlo al público.




Más noticias