<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

¿Qué pasó con el youtuber que envió una GoPro a la estratosfera?

Tras Faber Burgos Sarmiento hay una historia que combina su trabajo de niño como reciclador, una increíble fascinación por la ciencia y mucha curiosidad.

La piedra que sostenía aquella puerta no era como las demás y Faber Burgos Sarmiento se había empecinado en descubrirlo. Llegó a esa casa del Tolima por un paseo familiar y enseguida lo notó: ese pedazo de algo que servía para evitar que la puerta se cerrara era especial, así que lo tomó y reemplazó por una piedra común, e intentaría descifrarlo.

Era el fósil de una amonita: una criatura depredadora parecida a un calamar que vivía dentro de una concha con forma de espiral, y Faber lo descubriría tras una búsqueda en Internet tan profunda como su curiosidad.

“Estos seres vivieron en Colombia hace más de 400 millones de años, en el periodo devónico, en el que Colombia era una cantidad de agua y no era lo que es hoy... montañas y muchas cosas bonitas. Cuando estas criaturas vivieron acá el mundo era muy diferente y después de ellas aparecieron los dinosaurios en el triásico, jurásico y en el cretácico... Esta simple ‘piedra’ me hizo entender que muchas cosas han estado antes que nosotros y en ese momento, cuando descubrí qué era, mi curiosidad aumentó demasiado y he querido siempre seguir conociendo”, me dice.

“Estos seres vivieron en Colombia hace más de 400 millones de años, en el periodo devónico, en el que Colombia era una cantidad de agua y no era lo que es hoy... montañas y muchas cosas bonitas. Cuando estas criaturas vivieron acá el mundo era muy diferente y después de ellas aparecieron los dinosaurios en el triásico, jurásico y en el cretácico... Esta simple ‘piedra’ me hizo entender que muchas cosas han estado antes que nosotros y en ese momento, cuando descubrí qué era, mi curiosidad aumentó demasiado y he querido siempre seguir conociendo”, me dice.

¡Un récord Guinness!

Faber es youtuber, uno de ciencia. O de educación. O de ambas. Se hizo famoso desde el 26 de septiembre del 2020, cuando viajó a Boyacá para enviar una cámara GoPro a la estratosfera, captó espectaculares imágenes de la Tierra y publicó un video en YouTube que rápidamente se volvió viral. ¡Tan viral que obtuvo un récord Guinness por las más de 90 millones de visitas que lleva en Facebook! Le puede interesar: Influencer pegó cámara a un globo y grabó la Tierra desde el espacio

Este colombiano de 29 años comenzó a crear contenido para Facebook y otras redes sociales desde el 2017 y, gracias a la información de calidad, no solo se trata de un pasatiempo sino de su principal fuente de ingresos.

¿Qué pasó con el youtuber que envió una GoPro a la estratosfera?

Esta es una de las imágenes que la cámara enviada a la estratosfera por Faber captó.//Cortesía.

Después del big bang -o boom, como quieran- del video del récord Guinnes, ha habido mucha difusión en medios de comunicación de su labor y cierto apoyo, pero él confiesa que en nuestro país es difícil encontrar ¿patrocinio? robusto en las redes sociales para temas asociados con la educación.

En fin, y a pesar de todo, Faber puede vivir gracias a un arduo trabajo que realiza todos los días con un objetivo claro: “Dejar algo en la mente” de sus seguidores, menciona.

Y su éxito no es casualidad, no es un milagro. Para Faber las redes sociales nunca han sido un juego y el Internet es mucho más que la simple e ilimitada posibilidad de entretenerse: es una ventana para ver —y meterse— en lo que sea que signifique el mundo. “Allí tienes información sobre cómo ha sido el mundo desde el principio hasta el día de hoy. Me di cuenta de que Internet era una herramienta valiosísima para el aprendizaje desde hace mucho”, explica y me cuenta que su acceso al conocimiento de niño era “muy casero”. Mientras otros muchachitos de su edad accedían ya a los computadores, Faber aún se la pasaba ojeando enciclopedias que sus padres conseguían y era feliz haciéndolo, pero el día que su papá llegó a casa con un computador reciclado marcó un hito en su aprendizaje... ¡y en su alegría!

323.000 suscriptores tiene Faber en su canal de YouTube.

Niño reciclador

“La situación en la que vivía era muy difícil, eran las cosas supremamente complejas para mí: no había dinero, no había manera de ir, comprarme un libro. El acceso a la educación era muy limitado en mi caso. Me crié en un barrio de estrato dos de Bogotá y siempre uno vivía en cierta forma como sobreviviendo. Siempre ha sido duro, difícil y complejo”, añade y recuerda aquellos días repletos de aprendizaje en los que fue un niño reciclador.

¿Qué pasó con el youtuber que envió una GoPro a la estratosfera?

“Si yo me remonto al pasado, a mí me tocó complejo. En cierta manera, de niño, yo trabajaba voluntariamente —enfatiza en ‘voluntariamente’— para tener mis propios pesos, reciclaba. Y te cuento que si bien invertía ese dinero en videojuegos, esto me enseñó el valor del trabajo y el valor de lo que hacía siendo un niño; todos sabemos que reciclando salvamos al mundo.

“No sé cuántos casos hay en el mundo de personas que creen contenido digital y que de pronto hayan podido resolver un poco de su vida a través de internet... Por obra de Dios, en mi caso, ha sido así gracias a mis seguidores y te cuento que sí, el amor de la gente lo recibo de una manera bastante desinteresada, pero, gracias a Dios, eso se ha podido convertir en ingresos y con estos ingresos he podido ir edificando mi vida”, menciona orgulloso.

Yo pensaría que el siguiente paso es, si Dios lo permite, no sentir la gravedad y luego ya llegar al espacio”,

Faber Burgos.

Sí: le falta bastante por hacer. Estudió lenguas modernas de la Escuela Colombiana de Carreras Industriales y asegura que quiere seguir formándose, cursar otro pregrado —uno más afín a la ciencia que tanto ama y que muestra de manera aficionada en sus redes— y siempre aprender más porque está convencido de una cosa: la educación es la llave del verdadero éxito.

¿Cómo sueñas al Faber de 50 años?

-Me veo, ojalá, con un certificado que diga que fui al espacio, pienso que es mi siguiente meta. Ya envié un globo a la estratósfera; ya enviamos una carta a la Estación Espacial Internacional, una carta que escribí yo y que va a estar allá seis meses antes de regresar a la Tierra. Yo pensaría que el siguiente paso es, si Dios lo permite, no sentir la gravedad y luego ya llegar al espacio... Espero haberlo logrado a mis 50 años. (...) Si puedo vivir haciendo videos por muchos, muchos, años más, lo haré.

***

¿Cómo se inició el universo? ¿Por qué hay tanta materia negra en él? ¿Por qué el agua parece ser tan exclusiva de este planeta? ¿Algún día la encontraremos en otro lugar? Esas son solo algunas de las tantas preguntas que alimentan la infinita curiosidad de Faber. Lea además: Influenciadores, entre el buen gusto, las marcas y los likes




Más noticias