<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Sicariato en Blas de Lezo: víctimas eran pensionados de la Policía

Leonardo Pérez y Jorge Luis Torres estaban cerca a un popular establecimiento de salsa.

“Amigo, dejaste un gran vacío. Paz en tu tumba. Te vamos a extrañar, fuiste un buen vecino”. “Fortaleza para la familia Pérez. Sentimos su pérdida. Dios lo reciba en sus brazos”. Mensajes como esos llenan las redes sociales de los familiares de Leonardo Pérez Álvarez, el hombre asesinado por sicarios en la tarde del domingo, en Blas de Lezo.

Lea aquí: Sicariato en Blas de Lezo deja dos fallecidos

El pensionado de la Policía Nacional, de 56 años, caminaba, a eso de las 4 de la tarde con su pareja sentimental por el andén de la carrera 69, frente al establecimiento de salsa El York, cuando un hombre, de apariencia joven, estatura promedio y contextura delgada se le acercó y le disparó por detrás y al caer al piso lo remató. Dos balazos se alojaron en su cabeza. Todo quedó grabado en cámaras de seguridad.

Sicariato en Blas de Lezo: víctimas eran pensionados de la Policía

Por detener al matón

Cuentan testigos que cuando el sicario corría a toda velocidad para escapar, un hombre identificado como Jorge Luis Torres Arzuza, quien sería amigo de Leonardo y también era pensionado de la Policía, intentó detenerlo pues estaba unos metros atrás.

Sobre esto hay dos versiones: la primera dice que Jorge, de 52 años, estaba armado y al ver que mataron a su amigo intentó dispararle al sicario. La segunda afirma que Torres tenía un celular en la mano y trató de grabar al asesino, quizás para tenerlo de evidencia o prueba. Lo que sí es cierto es que el sicario vio su intención y mientras huía le disparó en el abdomen.

Leonardo murió en el sitio, mientras que Jorge fue llevado a la Clínica Blas de Lezo, pero murió minutos después. La Policía trata de esclarecer los móviles del crimen y dar con los pistoleros. Al principio se habló de dos capturas por este hecho, pero la Metropolitana no lo confirmó.

Sobre Leonardo se supo que vivía en el barrio San Fernando y que estaba en Blas de Lezo compartiendo con amigos una tarde de música y buena charla.

Lea también: Video: Sicario asesina a un hombre cerca a la entrada de Blas de Lezo

“Qué dolor”

De Jorge se sabe que, al parecer, estuvo al servicio de la Policía Nacional hasta el 2013 y desde entonces se había dedicado a su familia. Era amante de la salsa, por lo que con frecuencia iba al establecimiento El York.

“Paz en tu tumba Jorge. Esta noticia no la podía creer. Que Dios le dé fortaleza a tu familia en este dolor”, escribió un amigo en su Facebook.




Más noticias