<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Por un reclamo, hombre lo mató de un balazo en la cabeza, en Lemaitre

Keider Tejedor Valdelamar fue asesinado en la noche del pasado domingo, mientras departía con varios amigos.

En el sector 20 de Julio del barrio Daniel Lemaitre, en Cartagena, una familia no para de llorar y pedir al cielo que llegue la justicia. Esa es la familia de Keider Enrique Tejedor Valdelamar, el joven de 25 años, que fue asesinado de un balazo en la cabeza, en la noche del pasado domingo.

El crimen ocurrió a sólo unos metros de su casa, dónde el joven y varios amigos departían. Aunque las autoridades no han entregado un reporte oficial sobre el homicidio, este medio conoció que todo ocurrió a causa de un reclamo que Keider le hizo a un hombre que llegó hasta dónde él estaba.

“Keider estaba sentado, hablando con sus conocidos, pero llegó un muchacho y comenzó a orinar cerca de donde él se encontraba. Él se paró de la silla y le reclamó, afirmando que no soportaba el mal olor y que por poco le orina los zapatos”, contó un testigo de los hechos.

Cuando ese tipo terminó de hacer su necesidad fisiológica, habría comenzado a insultar a Keider y de un momento a otro el ambiente se tornó tenso. Como si fuera poco, el sujeto sacó una arma de fuego de la pretina de su pantalón y apuntó directo a la cabeza de Tejedor Valdelamar.

Por un reclamo, hombre lo mató de un balazo en la cabeza, en Lemaitre

Añadió el testigo que “nadie pensó que iba a jalar el gatillo, pero lo hizo y Keider se desplomó frente a todos sus amigos”. Fue tanto el pánico que no hubo tiempo de capturar al agresor, quien escapó, sólo agarraron a la víctima, la subieron a una moto y la llevaron a un hospital.

En el centro médico intentaron salvarle la vida, pero todo fue en vano: horas después confirmaron su fallecimiento. Al parecer, el victimario vive muy cerca del lugar de los hechos y estaría plenamente identificado. La Policía Metropolitana estaría buscándolo. Lea: ¡Indignación! Dejan en libertad a hombre señalado de asesinar a su esposa

Sobre Keider se supo que en su adolescencia perteneció a un grupo juvenil de una iglesia cristiana de su barrio. Estudió en el Colegio Liceo Bolívar y, según sus parientes, no tenía problemas o líos personales. Todos lo conocían como ‘el Nanai’ o ‘Quicksilver’.

Más noticias