<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Falsos policías roban la casa del senador Álvaro Asthon en Barranquilla

Delincuentes disfrazados como policías se metieron este miércoles a la casa del Senador Álvaro Asthon, de la que sustrajeron cerca de ochenta millones de pesos, reportaron las autoridades, que llegaron al sitio después de que los delincuentes se fueron.

La casa del Senador liberal Álvaro Ashton  fue blanco de un robo bien planeado y ejecutado de una manera sorprendente. Este miércoles a eso de la 1:20 de la tarde, la esposa del congresista llegó a la residencia sin percatarse de que una camioneta la seguía.

Era una Toyota Fortuner de color champaña en la que se movilizaban los sujetos que minutos después cometerían el hurto. Cuando la señora ingresó a la residencia, detrás de ella lo hicieron los delincuentes.

Un patrullero que la Dirección de Protección de la Policía dispuso para cuidar la vivienda del Senador no se alertó ante la llegada de los sospechosos, pues estos tenían uniformes de policía.

El verdadero funcionario pensó que los tres disfrazados, uno de subintendente y los otros dos de patrulleros, acompañaban a la señora, por eso se les presentó. Uno de los hombres enseguida le quitó el arma de dotación y el equipo de comunicaciones.

Sus cómplices amordazaron a la esposa de Ashton, a un par de trabajadoras y a una vecina que estaba en la casa y las llevaron hasta una de las habitaciones. Luego se apoderaron de una caja fuerte que contenía joyería de todo tipo y de cerca de un millón de pesos que llevaba la señora en el bolso. Luego se escaparon en la camioneta.

Luego del robo, la Policía desplegó un operativo para tratar de ubicar la camioneta en la que huyeron los delincuentes, sin embargo, hasta el cierre de esta edición no la habían encontrado.

“Eran tres sujetos uniformados y uno más de civil, pero es posible que fueran más. Estamos haciendo un trabajo completo para dar con la captura de estos sujetos”, afirmó el general José Vicente Segura, comandante de la Policía Metropolitana de Barranquilla, quien se puso al frente de la investigación.

Se conoció que en el área metropolitana no se ha reportado el robo de ninguna camioneta de este tipo y que es posible que los delincuentes hayan llegado de otra ciudad. También que es muy posible que se puedan realizar retratos hablados de los bandidos para poder ubicarlos.

De acuerdo a lo expresado por allegados a la investigación, el monto de lo hurtado podría estar en los ochenta millones de pesos, sin embargo, se continuaba haciendo el avalúo de las joyas hurtadas.
El robo ocurrió en la carrera 59B número 86 – 148.

Más noticias