<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Así se relaciona el colesterol “malo” con las enfermedades cardíacas

Un estudio científico explicó cuál es la verdadera relación del colesterol con las afecciones del corazón y quienes tienen mayor riesgo de padecerlo.

Si usted ha sido diagnosticado con alguna afeccion relacionada con el colesterol, es importante que conozca los riesgos que representa esta afección para la salud. Lea aquí: Este es el mejor alimento para bajar el colesterol

Investigadores de la Universidad Brigham Young (Estados Unidos) y de Nueva Gales del Sur (Australia) han evidenciado que el colesterol LDL, también conocido como ‘malo’, por sí solo tiene una asociación “muy débil” con la enfermedad cardiaca y el ictus. Le puede interesar: 5 prácticos consejos para bajar el colesterol

Tomar estatinas reduce a la mitad el riesgo cardiaco, pero solo el 6% de pacientes sigue las instrucciones. // Foto: Colprensa.
Tomar estatinas reduce a la mitad el riesgo cardiaco, pero solo el 6% de pacientes sigue las instrucciones. // Foto: Colprensa.

Asimismo, el trabajo, publicado en la revista ‘Current Opinion in Endocrinology, Diabetes and Obesity’, ha mostrado que cuando las personas con LDL alto y triglicéridos y HDL óptimos recibieron una estatina, no hubo ningún beneficio.

“Las personas que no tienen sobrepeso, tienen niveles bajos de azúcar en la sangre, hacen ejercicio y siguen una dieta baja en carbohidratos, por lo general tienen niveles óptimos de triglicéridos y HDL y, a veces, tienen niveles altos de LDL. Nuestros hallazgos muestran que las personas que tienen esta combinación saludable de dieta y estilo de vida, así como LDL alto, no mostraron ningún beneficio al tomar una estatina”, han enfatizado los expertos. Lea: El colesterol malo desmorona tu erección

Además, consideran que su revisión también desafía la afirmación de larga data de que las dietas bajas en carbohidratos, que a menudo son altas en grasas saturadas (animales), contribuyen a la enfermedad cardiaca. “La presión arterial alta, la obesidad, el tabaquismo y el nivel alto de azúcar en la sangre son los principales impulsores de las enfermedades cardíacas. El colesterol es un espectador inocente, y las grasas saturadas en la dieta han sido demonizadas inmerecidamente”, han enfatizado.




Más noticias