<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

¡Una experiencia única! Policías le celebran el cumpleaños a una niña de 4 años

La pequeña vivió un cumpleaños con todas las de la ley, sumado al cariño de sus vecinos y amiguitos que la acompañaron en su día, con la participación de los uniformados.

La tradición de celebrar el cumpleaños de los hijos desde su primer año es una costumbre arraigada en la mayoría de las madres, quienes, a pesar de expresar en ocasiones su intención de no hacer una fiesta, finalmente terminan organizándola.

La creatividad de las mamás se pone en marcha, inspirándose en los gustos y preferencias de sus hijos. Lea: “Mi secuestro: me pusieron un fusil en la cabeza, me decían ‘hijito de papi’”

Sin embargo, ¿qué sucede cuando una madre no puede hacer realidad el sueño de celebrar el cumpleaños de su hijo? María Castro, una madre soltera de 27 años, desempleada y con dos hijos de 4 y 5 años, se enfrentó a esta situación recientemente.

Su hija menor, Cecilia Mercado, cumplió 4 años y, para ella, su cumpleaños es un momento especial lleno de globos, decoraciones, tortas y la canción de “Feliz Cumpleaños”. Lea: Caen integrantes del Clan del Golfo implicados en homicidio en Villanueva

En este contexto, un grupo especial de ángeles de uniforme entró en acción. Los agentes de la Policía de Vecindario de la estación de San Jacinto, habían anotado la fecha de nacimiento de Cecilia unos meses atrás y, en su gran día, sorprendieron a la niña decorando su casa para la fiesta.

La sorpresa incluyó una deliciosa torta, pasabocas, decoraciones, golosinas y la presencia de sus amiguitos y vecinos.

Cuando Cecilia regresó de la guardería, encontró todo listo para su fiesta. Se vistió con un hermoso vestido rosa y su madre la peinó y adornó con un cintillo rosa. La sonrisa en el rostro de la pequeña Cecilia fue la mejor recompensa.

Este acto de bondad y generosidad de la Policía de San Jacinto hizo que el corazón de Cecilia se llenara de alegría en su día especial, un día que, debido a la falta de recursos de su madre, parecía que pasaría desapercibido.

El coronel Alejandro Reyes Ramírez, comandante del Departamento de Policía Bolívar, destacó la importancia de este tipo de acercamientos con la comunidad, en especial con los niños, como parte de la nueva estrategia de atención policial.

El objetivo es llegar a diferentes barrios, veredas y municipios de Bolívar, brindando apoyo y alegría a quienes más lo necesitan.

Más noticias