<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Un café para compartir el poder de integrarse

Los líderes y lideresas de Cartagena se reunieron en El Universal para contar sus realidades respecto a la acogida de población migrante y retornada. Fue un espacio de reflexiones y aprendizajes.

Las aristas que convergen en la migración nos precisan ver este fenómeno desde todos los ángulos porque, finalmente, todos estamos o deberíamos estar inmersos en ello.

Desde ‘Pa’lante, chamos y chamos’, iniciativa de El Universal y el proyecto Integra de Usaid, nos hemos enfocado en contar las historias de quienes han emprendido viajes buscando la oportunidades que les son esquivas en sus sitios de origen, pero también hemos enfilado nuestros esfuerzos en narrar la integración en las comunidades a donde llegan y los desafíos que enfrentan conjuntamente.

Cartagena, ciudad donde han arribado más ciudadanos venezolanos durante la última década, no es ajena a esta realidad cambiante que todos los días ve nuevas afrentas.

Son los sectores populares los principales receptores y dinamizadores de la convergencia entre nativos y forasteros, que van por el camino de engendrar la cultura cartagenera en sus corazones y de desarrollar sus vidas en esta tierra, históricamente marcada por la lucha y la resistencia social, que le han dado el nombre de ciudad Heroica.

Es por eso que invitamos a ‘Un café con El Universal’, a líderes y lideresas de El Pozón, Olaya Herrera, Bayunca, Arroz Barato, Cerros de Albornoz, Policarpa, entre otros muchos barrios, para que narraran y compartieran sus experiencias al respecto, en un espacio que, además de integrador, dejó aprendizajes y retos por vencer.

“Con este espacio se promovió e incrementó el impacto en la sociedad de las acciones de integración que nos llevan a una mejor calidad de vida y a nuevos aportes culturales, económicos y sociales para mejorar el país”, relató Brenquix Tiberio, vicepresidenta de la Mesa Migratoria Distrital de Cartagena y la secretaria de la Asociación Afrodescendiente de Artesanos de La Boquilla. También te podría interesar: Cartagena lucha contra la trata de personas

La unión hace la fuerza, un lema clave

“¡El pasado que nos une!” fue la premisa del primer momento de este encuentro de los líderes y lideresas en El Universal, en el cual los participantes construyeron su árbol genealógico familiar, logrando identificar cómo cada uno tiene raíces u origen en una ciudad o población diferente a la que habita. A partir de ahí, el relato de experiencias se tornó enriquecedor.

“Soy de Valledupar y vivo en Cartagena, pero mi familia viene de Villanueva y Valledupar. Por eso sé lo que significa la migración y trabajo con mi comunidad para promover la integración y salir juntos adelante”

Sol María Torres, presidenta de la JAC de San Pedro Mártir.

Integrar a través de las narrativas

El ‘Café con El Universal’ continuó su curso con la charla ‘Narrativas para integrar: la oportunidad de abrazar lo que nos une’, en la que Tania Flórez Dechamps, editora de ‘Pa’lante, chamos y chamas’, compartió la experiencia de esta casa editorial abordando el fenómeno migratorio y evidenció cómo la forma en la que se registra la migración a través de los medios de comunicación puede incidir positivamente en la integración de la población migrante venezolana y de qué manera los líderes contribuyen en esta laboral.

“Los líderes y lideresas son actores claves para el desarrollo de nuestra labor como medio de comunicación pues son nuestros enlaces con las comunidades, a través de ellos conocemos las necesidades, luchas e historias de los barrios de Cartagena”, afirmó.

Asimismo, les hizo un llamado a los participantes a que no estén de espaldas a la llegada de migrantes a la ciudad y a que identifiquen cómo aportar a la integración de estos en la dinámica comunitaria.

Un pacto por la integración en el territorio

Finalmente, los líderes protagonizaron un espacio ameno, en el que compartieron experiencias en grupos y crearon compromisos con la integración en el territorio.

“Es necesario actuar, comprometernos a abrazar lo que nos une y empezar a cambiar el imaginario de la migración desde nuestra comunidad”, precisó Melissa Mendoza Turizo, editora de proyectos especiales de El Universal. Lee también: La lucha contra el hambre lo trajo a Cartagena

Se comprometieron por la integración
Entre los compromisos construidos por los líderes comunitarios, están realizar actividades recreativas que promuevan la integración; crear un periódico comunitario sobre la migración en sus comunidades; unir a los barrios con proyectos de educación sexual y en contra de la violencia intrafamiliar; y llevar apoyo psicosocial y acompañamiento en salud mental, seguridad, educación y empoderamiento económico para brindar libertad financiera a los migrantes.

Más noticias