<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Vamos pa’ lante con el canal del Dique

En la década de 1930, cuando comenzó la llegada de las aguas dulces del río Magdalena a la bahía de Cartagena y de Barbacoas, a través del canal del Dique, el vertimiento de sedimentos ha causado serios impactos ambientales en la región, especialmente en las ciénagas, y en la zona de arrecifes coralinos de las Islas del Rosario y Barú.

Un estudio de la firma de consultoría Ecoral, señaló que son 9 millones de toneladas anuales de sedimentos provenientes del canal, lo que ha provocado se deterioren estos ecosistemas en los últimos años.

Con las obras en el canal del Dique se evitará que lleguen a la bahía de Cartagena los residuos y sedimentos de todo lo que este arrastra. También, propiciarán la restauración del parque Corales del Rosario, San Bernardo y las bocatomas de los acueductos de los municipios ribereños al canal.

De la ejecución de la obra, depende todo un potencial de desarrollo agrícola y social, pues más de una veintena de poblaciones en Atlántico y Bolívar tienen salida a él.

Asimismo, de la restauración, conservación de los ecosistemas y la recuperación de la navegabilidad de esta vía fluvial, dependerá que se reactiven gran parte de las actividades de importación y exportación en Colombia, concentrado principalmente a través del Puerto de Cartagena.

El proyecto bandera de la Cámara de Comercio de Cartagena es el plan de crecimiento inclusivo y sostenible, motivo por el cual la defensa del canal del Dique, como proyecto ambiental y socioeconómico, es una tarea llevada por años desde la Secretaría Técnica del Comité para el seguimiento del macroproyecto.

Este canal de 115 kilómetros de longitud es un elemento estratégico de competitividad y progreso porque su navegabilidad hace que Cartagena sea el más importante puerto fluvial del país.

Es por ello que damos todo el reconocimiento al Gobierno nacional, porque se comprometió y hemos avanzado durante estos años para viabilizar este proyecto y su financiación para la recuperación ambiental del mismo.

El proyecto implica una inversión de más de 2,3 billones de pesos, principalmente para la construcción de las esclusas y las compuertas.

Confiamos en la palabra y compromiso del presidente de la República, Iván Duque Márquez, de la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, y el presidente de la ANI, Manuel Felipe Gutiérrez.

Esperamos que, en estos últimos días de febrero, por fin, inicie la etapa de publicación de los pliegos de la licitación del proyecto.

Unámonos como bolivarenses, a través de un liderazgo colectivo, para ver materializar este sueño del proyecto ambiental más ambicioso del continente, el canal del Dique.

*Presidente Ejecutivo de la

Cámara de Comercio de Cartagena.

Ver más de




Más noticias