<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Nueva York declara estado de emergencia por viruela del mono

Las autoridades mencionaron que “aproximadamente 150.000 neoyorquinos pueden estar actualmente en riesgo de exposición” de este virus.

La ciudad de Nueva York declaró el sábado estado de emergencia por ser “el epicentro del brote” de la viruela del mono y estimó que “aproximadamente 150.000 neoyorquinos pueden estar actualmente en riesgo de exposición” de este virus. (Viruela del mono: crece la preocupación por embarazadas y niños)

“Esta declaración, que entra en vigencia de inmediato, permitirá que el Departamento de Salud e Higiene Mental de la ciudad de Nueva York (DOHMH) emita órdenes del comisionado de emergencia en virtud del Código de Salud de la Ciudad de Nueva York y modifique las disposiciones del Código de Salud para proporcionar medidas que ayuden a frenar la propagación”, señalaron ayer en un comunicado conjunto el alcalde, Eric Adams, y el comisionado del DOHMH, Ashwin Vasan.

Además, anotaron que los dos departamentos están trabajando “con socios en todos los niveles del gobierno” para obtener dosis adicionales de la vacuna contra la viruela del mono lo más rápido posible y “proteger a los neoyorquinos durante este brote creciente”.

Por su parte, el estado de Nueva York también declaró el viernes el estado de emergencia. (La viruela del mono ya está en Colombia: así puede prevenirla)

A mediados de julio, Nueva York activó un sistema de información para teléfonos celulares sobre la viruela del mono enviando el mensaje de texto “MONKEYPOX” o “MONKEYPOXESP” a un número de teléfono local (81336).

Los mensajes incluyen información sobre los síntomas y la transmisión de la enfermedad, así cómo sobre las pautas de actuación después de haber estado expuesto.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) en Estados Unidos han determinado que la vacuna JYNNEOS, específica contra esta enfermedad, se ofrezca de manera prioritaria a todos los grupos de riesgo.

Estos incluyen a las personas que han tenido contacto físico cercano con un infectado, que han tenido una pareja sexual infectada o que han tenido relaciones sexuales en un local donde se ha identificado un brote de viruela del mono.




Más noticias