<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

¡Regresan las telenovelas venezolanas! En mayo arrancan grabaciones

Tras la crisis política y económica de Venezuela, que llevó al cierre de varios canales privados de televisión, la industria de las telenovela estaba caída.

Las telenovelas venezolanas, al lado de las mexicanas, eran las dueñas del rating en toda América Latina, allí se grabaron “culebrones” como Topacio, Leonela, Kassandra o Cara Sucia, que fueron un éxito en todo el continente y en países de Europa y Asia.

Allí también comenzaron sus carreras reconocidos actores colombianos como Juan Pablo Raba, en producciones como ¡Viva la Pepa! y Mi gorda Bella, antes de afianzar si carrera en el país. Lea: Shakira podría ser condenada a ocho años de cárcel: el juicio en noviembre

Tras la crisis política y económica de Venezuela, que llevó al cierre de varios canales privados de televisión, la industria de las telenovelas en Venezuela cayó totalmente y cesó la producción de nuevas telenovelas.

Sus talentos emigraron a México y especialmente a Colombia, a donde llegaron figuras como Ernesto Calzadilla, Luciano D’Alessandro y José Ramón Barreto, entre otros más.

El rating de la televisión es dominado actualmente por las telenovelas turcas y las producciones colombianos. Lea: Es oficial: Karol G anuncia gira con su nuevo álbum ‘Mañana será bonito’

Nuevas producciones

Una buena noticia se conoció esta semana para los actores, directores y libretistas venezolanos, gracias a una iniciativa de Venevisión, el canal privado más grande de ese país, que anunció para mayo el rodaje en Caracas, de un dramedy que reunirá a actores del pasado, de gran trayectoria, tanto de los que viven en el exterior como de la nueva generación que se están formado.

El anuncio lo hizo Daniel Ferrer Cubillán, CEO de Hispanomedios, una agencia de talentos y productora, en entrevista con el diario El País, de España. Venevisión no producía una telenovela desde 2017, cuando hizo, sin mucho impacto, Para verte mejor.

El gran reto que tienen ahora, además de reconquistar a las audiencias que perdieron el hábito de ver producciones venezolanas, es el tema técnico porque es evidente el atraso en los últimos años en temas tecnológicos.

Adicionalmente, los libretistas deberán apuntar a nuevas narrativas, porque las historias exitosas de los 80, con amores imposibles, pobres que se enamoran de ricos o niños que son cambiados al nacer ya no tienen el mismo impacto en la pantalla.

Más noticias