<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Presentador de televisión con cáncer terminal: “Nuestra última Navidad”

En 2020 fue diagnosticado con cáncer de pulmón terminal, y ante la adversidad decidió medicarse a través del humor y su desafiante valentía.

El presentador británico Jonnie Irwin, conocido por los programas ‘Escape To The Country’ de BBC One y de ‘A Place In The Sun’ de Channel 4, conmovió a sus seguidores en Instagram luego de publicar unas sentidas palabras el día de Navidad. Le puede interesar: 6 películas y series para recordar a Kirstie Alley

“Tratamos de seguir con normalidad. Tomamos la decisión de no llorar y aprovechar al máximo cada día. Todavía estoy trabajando y trato de fabricar pensamientos positivos”, fueron la spalabras del presentador quien fue diagnosticado con cáncer terminal del pulmón en 2020, ahora tiene metástasis en el cerebro y el hígado.

Con este mensaje optimista, dejó en claro que sus intenciones son vivir al máxima durante los pocos meses que le quedan de vida, junto a su esposa y sus tres hijos, pues sabe que esta será su última Navidad.

“Me han dicho que me quedan meses de vida. Nos precipitamos hacia donde no queremos estar”, añadió Irwin, sin mencionar la palabra “muerte”.

50
años cumplirá Jonnie en noviembre del 2023, por lo que decidió celebrarlo en enero para disfrutarlo

El también escritor y conferencista de 49 años, fue diagnosticado con cáncer en 2020 cuando sus gemelos tenían dos meses de nacido (hoy dos años), y Rex, su primer hijo, era un niño muy pequeño (hoy tiene 3 años), sin embargo, no hubo indicios de que estuviera enfermo.

El cáncer que padece Jonnie Irwin comenzó en sus pulmones, se expandió hasta su cerebro y después a su hígado. Para é su mejor antídoto es el humor negro y su desafiante optimismo.

“Tomé esta droga maravillosa después del pronóstico inicial de seis meses de vida. Esperaban que lo mantuviera a raya por un poco más de tiempo. Pero ha vuelto tan violentamente que ha sorprendido incluso a los médicos”, confesó en una pasada entrevista.

Desde que su familia se dio por enterada de que le quedaba poco tiempo de vida, decidieron mudarse a la ciudad de Newcastle upon Tyne (Inglaterra), donde su esposa Jess tendría el apoyo de su familia que vive cerca de ahí.

“Me da miedo, la tristeza que viene hacia mí. Nunca he tenido pensamientos oscuros para mí, pero ahora me pregunto: ‘¿Cómo voy a hacer frente a la tristeza?’ Sé que tendré que hacerlo, por los chicos. Tendré que poner una sonrisa en mi cara. Pero me preocupa, el gran dolor que me golpeará”, confesó el presentador.

Tanto Jonnie Irwin como su esposa Jess acordaron no contarle nada a sus hijos debido a que aún están muy pequeños.

“Quiero que Jess sea feliz cuando yo no esté aquí”, explicó Irwin sobre su esposa, y añadió: “No quiero que esté sola. Mi decisión más desinteresada es desearle lo mejor para el resto de su vida. Si eso es con otra persona, que así sea”.

“No creo que los chicos me recuerden después de que me haya ido, lo cual está muy bien porque paso la mayor parte de mi vida regañándolos”, comentó con valentía

Más noticias