<img src="https://sb.scorecardresearch.com/p?c1=2&amp;c2=31822668&amp;cv=2.0&amp;cj=1">

Defensoría convoca a comité por crisis de salud en cárcel de Ternera

Tras el brote de varicela que se registró a principios de enero de este año en el centro carcelario de mediana seguridad San Sebastián de Ternera, en el que resultaron contagiados 15 internos, la Defensoría Regional del Pueblo convocó a autoridades judiciales y administrativas a un comité de Derechos Humanos el próximo 25 de febrero.

La directora de este organismo, Irina Junieles Acosta, afirmó que aunque el virus ya está superado, se tocarán temas importantes como la deficiente atención en salud a los reclusos, en especial a los que padecen enfermedades complejas, y el mejoramiento de la infraestructura del penal.

"Estamos convocando este comité para tratar varios temas, entre ellos el tema de salud. Hoy, al parecer, de acuerdo a las primeras informaciones que tenemos de las autoridades, se ha superado la crisis que había con la varicela. Sin embargo, queremos ir y constatar esto. Tenemos aproximadamente unas 50 quejas que hemos recibido este año, en relación con la atención en salud de los internos. Es fundamental hacer un seguimiento permanente", precisó Junieles.

A la reunión fueron citadas varias entidades, entre las que se encuentran el Consejo Seccional de la Judicatura, un delegado de Caprecom, Alcaldía, Gobernación y las Secretarías del Interior de ambos gobiernos.

La funcionaria señaló que la situación de la cárcel es crítica desde el punto de vista que se le mire, por lo que es necesario tomar medidas de emergencia para evitar que los internos sigan viviendo bajo condiciones de insalubridad.

"Son los requerimientos que continuamos haciendo. El día 25 esperamos hacer una visita donde las autoridades nos muestren los avances que se han hecho desde la última reunión, para mejorar las condiciones de vida de los reclusos", enfatizó.

Según el Departamento Administrativo Distrital de Salud (Dadis), a las directivas de la cárcel de Ternera aún les falta por mejorar muchos aspectos, entre esos, que las entradas al pabellón de aislamiento y enfermería sean independientes, para que las personas infectocontagiadas no propaguen el virus que tengan a los otros enfermos.




Más noticias