¿Por qué ser Reina Nacional de la Belleza en 2018?

COLPRENSA
BOGOTÁ
3 de Noviembre de 2018 10:44 am

Las 26 candidatas del Concurso Nacional de Belleza se reunieron en la mañana de este viernes en el norte de Bogotá, para protagonizar el primer evento de esta edición del reinado.

Se trató de la presentación del concurso Miss Puntualidad, un premio que entregará la marca de relojes finos Bulova, a la candidata que llegue a tiempo a todos los eventos de este certamen de belleza que se vivirá hasta el próximo 12 de noviembre, cuando se cumpla la Noche de Elección y Coronación y elegir la nueva Señorita Colombia.

Al acto asistió Raimundo Angulo, quien no quiso referirse al anuncio del Canal RCN, de no transmitir el reinado de belleza. Tan sólo, y no en cámaras, aseguró que las directivas del Concurso Nacional de Belleza están realizando las gestiones necesarias para garantizar la transmisión del evento, en especial de la noche de coronación.

Hablamos con algunas de las candidatas para saber por qué una joven universitaria, algunas ya graduadas, deciden apostarle a un reinado de belleza. ¿por qué ser reina en el 2018?  

María Camila Cárdenas Rapeto es la representante del departamento del Magdalena. Con 22 años y 1,78 de estatura, se destaca por sus hermosos rasgos indígenas, de los cuales se siente muy orgullosa, además de estar próxima a graduarse.

“Desde que tengo uso de razón sueño con ser Señorita Colombia”, es lo primero que afirma, teniendo como su gran fortaleza, “las características físicas de la belleza femenina indígena de nuestro país, lo que es la mejor arma para representar a Colombia en Miss Universo”, afirmó la Señorita Magdalena.

Y agregó: “Es un concurso para mujeres líderes y yo lo soy. Se debe ser una mujer ejemplo a seguir. Hoy las reinas nos mostramos tal cual somos, tratamos de vernos y mostrarnos lo más reales y auténticas, para que así las personas se puedan identificar con nosotras”.

Yaiselle Tous Tejada jugará de local, al ser la representante de la ciudad de Cartagena al reinado. Con 22 años y medidas casi perfectas, es psicóloga de la Universidad Tecnológica de Bolívar, quien tiene como reto devolverle la corona a su ciudad.

“Estar de local ayuda pero genera cierta presión, porque estás entre tus coterráneos que esperan que hagas una muy buena representación”, comentó la Señorita Cartagena, quien piensa mucho en lograr la corona como lo hizo el año pasado Laura González, quien representando a Cartagena fue Señorita Colombia y fue Virreina universal de la belleza.

“Es la oportunidad perfecta para darme a conocer. Soy psicóloga y me gusta el modelaje, lo cual encontré en el reinado el lugar perfecto para desarrollar estas dos facetas de mi vida. Una reina debe estar preparada, que sepa de lo que habla y sepa dar sus opiniones”, finalizó la Señorita Cartagena.

Once meses de preparación ha tenido María Luisa Bula Echeverri, quien a sus 22 años de edad representa al departamento de Antioquia, siendo publicista profesional.

Según la Señorita Antioquia, “ser reina es una preparación que no se queda en un concurso, es una oportunidad que tenemos para lograr tener otras herramientas que en definitiva terminan siendo útiles para el resto de tu vida. Me gusta ser inspiración para las personas, ser un ejemplo a seguir, donde no se sea un referente de belleza físico, sino que se logre ser un referente de belleza interior, integral, donde se le diga a la mujer que lo más importante es el amor propio”.

Laura Juliana Claro Coronel es la Señorita Norte de Santander. Con 23 años y sus 1,68 de estatura, es una de las más bajitas del reinado, siendo ya profesional como administradora de empresas.

“Es importante ser reina porque es importante demostrar que las mujeres podemos salir al mundo para decir que somos fuertes por lo que somos y llevar un mensaje de paz y prosperidad para toda la Humanidad”, dijo la Señorita Norte de Santander.

Un reinado no estaba dentro de los planes de María Clara Ramírez Valencia, Señorita Caldas, quien pensaba que toda la preparación sería física, pero “hay que ser tan bella como inteligente”, aseguró.

Y agregó: “Ahora somos voceras de un mensaje. Yo quiero transmitir un mensaje a los jóvenes, que seamos emprendedores, que amemos el trabajo honrado. Además, he venido trabajando con personas con discapacidades, así que el reinado sería una plataforma ideal para lograr poder hacer más por ellos”.

Valentina Bonilla Neira lleva tres años como reina. Estuvo en el Reinado Nacional del Bambuco, y ahora, representando al Tolima al Concurso Nacional de Belleza. Con 23 años, se encuentra próxima a recibir su título de Abogada de la Universidad Católica de Colombia.

“Creo que ahora, más que nunca, es necesario tener una reina que sea líder, emprendedora, que sea capaz de jalonar muchos proyectos con sentido social. Que logremos fomentar el amor por uno mismo, por su tierra”, concluyó la Señorita Tolima.

Gabriela Tafur Nader al ser elegida Señorita Valle, se devolvió a vivir a Cali, tras cinco años radicada en Bogotá donde se graduó como abogada en la Universidad de Los Andes a sus 23 años.

“Es representar a la mujer en este momento social que vivimos. Creo que soy una buena representación de la mujer, que es joven, profesional, con un buen ejemplo a seguir por las mujeres”, dijo la Señorita Valle.  

La Señorita Bolívar este año es Laura Victoria Olascuaga Pinto, quien acaba de culminar su octavo semestre de Comunicación Social y Periodismo en la Universidad del Norte, con casi 1,80 de estatura y 90-60-95 como medidas.

“Más allá de la belleza física es representar a un departamento, su belleza, su gente y su turismo. Es un departamento rico y ahora soy embajadora de mi departamento ante el país”, comentó la Señorita Bolívar.