Los Pérez cumplieron su sueño

Carlos Caballero V.
BRASILIA, BRASIL
20 de Junio de 2014 04:12 pm
  • Aficionados colombianos en Brasil. // CARLOS CABALLERO - ENVIADO ESPECIAL

El sueño de ver actuar a Colombia en un Mundial ya fue cumplido por Luis Pérez, un cartagenero de 39 que vive en el populoso barrio de Villas de la Candelaria que desde hace más de un año se programó para viajar junto a su familia a la cita orbital de Brasil.

Es un Químico Farmacéutico, al que su sueldo no le da por mucho que lo intente para estar mucho tiempo en Brasil, un país costoso en el que el Mundial elevó todos los precios de hospesdaje, alimentación y transporte.

Pero su amor y pasión por la selección Colombia, a la que asegura siguió toda la Eliminatoria anterior en Barranquilla, pudieron más que las deudas con las que seguramente se encontrará a su regreso a Colombia.

"Vine solamente a ver jugar a Colombia el partido en Brasilia ante Costa de Marfil. Estaré solo dos días más aquí y luego regresaré a mi país con la satisfacción de que vi jugar, ganar y clasificar a Colombia en un Mundial", dijo Luis en una plaza cercana al estadio Mané Garrincha, en donde una multitud de colombianos se reunió para festejar la victoria de su selección.

Antonio Pérez, hermano de Luis, asegura que el esfuerzo que se hizo fue enorme para viajar hasta Brasil. "Yo tengo una empresa de seguridad industrial, me tocó muy duro para venir acá, pero finalmente creo que el esfuerzo vale la pena. Fueron solo cuatro días en Brasil, no alcanzaba más el dinero, pero sí quedamos contentos y no nos arrepentimos", agrega.

"Ver un mundial para muchos, entre esos nosotros, es un sueño que se cumple solo una vez en la vida. Gracias a Dios tuvimos la oportunidad de estar aquí, de cantar con orgullo el himno nacional de nuestro país en el fabuloso estadio del Mané Garrincha", puntualiza Antonio, mientras que Luis remata diciendo "haremos historia, presiento que llegaremos muy lejos".

La familia Pérez García aprovechará para visitar algunos sitios turísticos de la hermosa Brasilia, luego partirá a Cartagena, en donde esperan ver, esta vez por televisión, ganar a la selección en los juegos que aún le faltan por disputar en esta Copa Mundo.