En Brasil el fútbol es sagrado para las mujeres

Carlos Caballero V.
Belo Horizonte
13 de Junio de 2014 01:57 pm
  • Brasileñas viven el Mundial con todo. // CARLOS CABALLERO

  • Las mujeres brasileñas son igual de aficionadas al fútbol que los hombres. // CARLOS CABALLERO

En cuanto a temas del fútbol no hay ninguna mujer en Colombia que le gane a la de Brasil.

En el Mundial de Fútbol, que se realiza precisamente en esta parte del orbe, las chicas brasileras son las que se roban el show y todas las miradas.

Mientras que en Cartagena y distintas partes de Colombia en muchos hogares el mundial se ha convertido en un problema, en Brasil es totalmente diferente.

Caras largas y amargadas hay en muchas mujeres de Colombia que ven en el mundial un plan aburridor con el que sus parejas las relegan a un segundo plano. Las peleas son frecuentes por este mismo tema todas las semanas y seguramente serán más en estos 30 días de mundial.

Aquí en Brasil hay lugares en donde hay más mujeres que hombres viendo fútbol. Ellas, la mayoría muy bonitas, disfrutan a plenitud de este espectáculo que mueve los corazones de todo el planeta.

Llegan a los sitios animadas desde muy temprano y con su mejor vestimenta. Con su camiseta de Brasil, pañoleta, bandera e incluso tenis de colores verdes con amarillo el sexo femenino se toma los lugares en donde el plan es uno solo: ver fútbol.

Y se gozan ese momento, se nota, no hay un solo rostro triste en ningún lado. Entienden más de fútbol que cualquier persona en el mundo. Aman este deporte que parece haber sido inyectado en sus venas desde que estaban en el mismo vientre.

Aplauden, apoyan al ciento por ciento a su selección, pero no tragan entero, pues también rechiflan y critican cualquier acción del juego o situación en general que se presente en el fútbol.

En el Fans Fest, un evento organizado por la FIFA para que las personas se gocen el Mundial en gigantescas pantallas, con música y eso sí mucha cerveza, ellas son quienes lideran los cánticos de su selección.

En Belo Horizonte, en el juego entre Brasil y Croacia el denominado sexo débil se divirtió de lo lindo. La celebración fue total tras el triunfo 3-1 de los anfitriones. Acá las mujeres aman de verdad el fútbol, lo sienten, se apasionan, sufren con las derrotas y disfrutan al máximo las victorias.

En Brasil, el fútbol es sagrado para las mujeres...