ARGENTINA


Abundancia de talento y motivaciones de sobra son los pilares de Argentina para suturar una herida emocional de 22 años sin ganar la Copa América ni ningún otro campeonato oficial.


Con un plantel envidiado por el mundo entero y que incluye al majestuoso Lionel Messi rodeado de otros notables como Javier Mascherano y Carlos Tevez, en la cita en Chile quizás se vea un equipo Albiceleste en postura más protagonista que en el Mundial de Brasil 2014, pese a que el equipo llegó a la final que perdió 1-0 con Alemania en tiempo extra.

Recuperar la pelota bien arriba para iniciar un nuevo ataque es la premisa básica de su nuevo técnico Gerardo Martino, quien tras esa copa reemplazó a un Sabella cuya audacia ofensiva solía tener más límites de lo esperado.

"Si hay que defender, se defiende porque el rival te lleva, pero no producto de pensar un partido por la especulación", dijo el "Tata" Martino, timonel de Paraguay en la anterior Copa América de Argentina 2011, cuando su equipo cayó en la final con el actual campeón Uruguay.

Martino, quién tras dejar Paraguay dirigió al Barcelona español donde hizo muy buenas migas con Messi y Mascherano, hará su debut oficial al frente de Argentina precisamente ante Paraguay el 13 de junio en La Serena, por el Grupo B completan Uruguay y Jamaica, rivales ese mismo día en Antofagasta.

Argentina desembarcará en Chile con un fogueo de siete partidos con cinco victorias y dos derrotas, además de jugar uno más con Bolivia el 6 de junio en San Juan. Un total de 17 goles a favor y siete en contra registraron los Albicelestes en esos duelos, cuyos resultados más significativos fueron un 4-2 en casa del campeón Alemania y 2-1 ante Croacia, además de reveses 2-0 con Brasil y 1-0 ante Portugal, en estos tres casos en territorios neutrales.

El equipo mantiene la base mundialista, ya que además de Messi y Mascherano figuran entre otros los defensores Marcos Rojo (Manchester United, Inglaterra), Pablo Zabaleta (Manchester City, Inglaterra) y Ezequiel Garay (Zenit, Rusia); los volantes Lucas Biglia (Lazio, Italia) y Angel di María (Man United), los delanteros Sergio Agüero (Man City) y Gonzalo Higuaín (Napoli, Italia), además del arquero Sergio Romero (Sampdoria, Italia), cuya titularidad se ve amenazada por rostros nuevos como los de Nahuel Guzmán (Tigres, México) y Gerónimo Rulli (Real Sociedad, España).

"Llegamos en un momento especial de nuestras carreras, venimos de un Mundial en el que nos faltó muy poco para llegar a la gloria y eso nos empuja y hace que nos podamos sentir fuertes para lo que viene", dijo Messi a la revista oficial de la Asociación del Fútbol Argentino. "En esto no hay revancha, sólo ganas de que esta selección sea recordada y de que podamos dejar bien parado a nuestro país. Para cualquier jugador lo máximo es llegar a la selección y poder ganar algo".

Entre otros que sedujeron a Martino _y no así a Sabella_ figuran Tevez (Juventus, Italia), quien no jugó el Mundial aunque sí la última Copa América, los defensores Facundo Roncaglia (Genoa), Lucas Orbán (Valencia, España) y los centrocampistas Javier Pastore (París Saint Germain), Roberto Pereira (Juventus) y Federico Mancuello (Independiente, Argentina).

La baja más importante será la del defensor central Mateo Mussachio, del Villarreal español, quien sufrió fractura en su tobillo izquierdo jugando con el Getafe en la liga española el 12 de abril. El futbolista surgido de la cantera de River Plate formó parte del plantel en una reciente gira por Estados Unidos con triunfos 2-0 ante El Salvador y 2-1 con Ecuador.

Llegar a la final y no ganarla sería un demoledor mazazo para los Albicelestes y ni que hablar si resulta eliminada antes. Dos veces campeón Mundial y tres subcampeón, Argentina alzó 14 veces de la Copa América, un título menos que Uruguay y seis más que Brasil.

La última vez que disfrutó de ese éxito fue en Ecuador 1993 cuando revalidó la corona conquistada en 1991 en Chile. Con Alfio Basile como técnico, se destacaban en ambos equipos Sergio Goycochea, Oscar Ruggeri, Fernando Redondo, Gabriel Batistuta y el actual entrenador del Atlético Madrid Diego Simeone, entre otros.

CON INFORMACIÓN DE AP