El servicio eléctrico: Rentable e injusto

20/08/2013 - 07:49

No vamos a entrar en detalles si antes las empresas trabajaban a pérdida y ahora no. Si cuando eran públicas no se les veía rentabilidad y ahora sí la tienen. Este no va a ser el asunto ni el análisis. Lo que se va a discutir hoy es, ¿por qué la luz se va tanto en los diferentes barrios, sin motivo aparente? Se hicieron indagaciones con personas versadas en estos tópicos, profesionales y técnicos en el campo de la energía eléctrica.

Dentro de las muchas razones que expusieron, no sin antes hacer la salvedad que las empresas de energía tienen que defenderse de tanto avivato que se roba el servicio a diario, casi todos concluyeron en una razón de peso, por la cual suspenden con frecuencia. No les importa lo que pase en la ciudadanía, y mucho menos que proteste y bloque avenidas.- La policía está para atender alteraciones del orden público- Aquí lo privado se vuelve primordial y lo público debe esperar.

Ser concesionario de lo público, no le da ninguna potestad de reemplazar al estado. Lo público siempre será primero. Lo privado no puede pretender amasar fortuna en detrimento del bien común. Se pierde la función del estado y la transparencia del gobierno. Se va la luz porque se va y hay que esperar pacientemente que regrese. Los daños que ocasionen los apagones se pagaran a cuenta gota, si hay reclamos. La norma se lo impuso.

Entonces la venta del servicio eléctrico es un negocio rentable pero injusto. Estrangulan al consumidor con el valor del recibo. Pague sino se la cortan. Nadie hoy en día puede vivir sin este servicio. La electricidad mueve todo y es tan necesaria como el agua, el gas. Son servicios domiciliares sociales esenciales para la vida. -En los países desarrollados a nadie le suspenden estos servicios. Es una violación de los derechos fundamentales-

Pero, ¿qué afirmaron los consultados sobre la suspensión del servicio? Amigo lector, usted podrá sacar sus propias conclusiones cuando descubra porqué se va la luz cada rato. Les cuento. Imagínense, que las electrificadoras de antes poseían unos equipos profesionales y técnicos que realizaban permanente mantenimiento a las redes. Como lavado de transformadores, revisión de guayas y redes, instalación de nuevas redes y control a los postes del alumbrado público y de alta tensión, para mencionar sólo estas acciones.

Bueno, todas esas acometidas son realizadas también hoy en día, aunque en menor escala. Entonces, ¿qué es lo que pasa con el servicio? La sencilla razón es que antes hacían todos estos “trabajos en caliente” y ahora las nuevas empresas de energía lo hacen con “trabajos en frio” ¿Esto qué significa? Que hoy para realizar mantenimiento, cierran el circuito o suspenden la energía, mientras lo hacen. Esto se llama “trabajo en frío” Y antes hacían el mantenimiento sin suspender el servicio. Esto se llama “trabajo en caliente”

El ahorro económico es inmenso. Buscan técnicos inexpertos y por contratos de cuadrillas sin la más mínima experiencia en la manipulación de redes eléctricas, pagándoles sueldos mínimos. En cambio, los técnicos de antes hacían sus trabajos sin cerrar circuito y menos quitar la luz. Eran personas capacitadas e idóneas en estos quehaceres, arriesgando sus propias vidas, afirmaron los consultados.

El trabajo en caliente es más costoso que el trabajo en frío. Se sacrifica la atención al cliente con rentabilidad empresarial. Abaratar costos es la tendencia de los expertos financieros, sin importar el servicio. Son unos genios en producir dinero y más dinero.

Y como para concluir estas acciones energéticas, lo más simpático de todo, es que la recuperación de la inversión es rápida, a través del cobro exagerado del servicio que prestan, facturas con valores exorbitantes, que no se comparan con las tarifas de estas mismas empresas en sus países de origen o en otras latitudes. Allá limitan sus grandes utilidades en beneficios de sus habitantes. Se enriquecen también con el negocio, pero trabajan toda la vida, en cambio acá, a la vuelta de cinco años deben volverse ricos. -El estrangulamiento ciudadano podría ser mayor si se apoderan de ISAGEN. Es decir, producirán y comercializarán la energía-


TAMBIEN TE PUEDE GUSTAR